Cultura Sábado 12 de abril de 2008 a las 12:05 | 2' 45

Recuerdan la documentación necesaria para circular en moto

Manejar sin carné o con la licencia vencida; la falta de tarjeta verde -o que esté fuera de término cuando no se es el propietario- y conducir sin casco, son algunas de las infracciones que terminan en la retención del vehículo.

Desde el Gobierno de la ciudad se recuerda a los motociclistas que, con el objetivo de continuar ordenando el tránsito en la capital santafesina, se realizan cotidianamente operativos de control.   En ese sentido, se remarca que existen una serie de infracciones que son causal de retención de la motocicleta: circular con el carné de conducir vencido o sin la licencia, y tener la tarjeta verde vencida sin ser el titular, o la falta de la misma.   También es motivo para la retención vehicular conducir sin casco; la ausencia o adulteración de la chapa patente; transportar a menores de 12 años; la ausencia de luces reglamentarias; tener la moto en deficientes condiciones de funcionamiento; llevar a más de un acompañante en un ciclomotor, o pasar un semáforo en rojo.   Por seguridad   Paralelamente, el incremento de los controles apunta también a detectar motos robadas y desalentar la sustracción de este tipo de vehículos. En ese sentido, vale recordar que la semana pasada se realizó una reunión en el Palacio Municipal que convocó a una gran variedad de actores sociales.   Del encuentro participaron, entre otros, el secretario de Gobierno de la Municipalidad, José Corral; su par de Control, Cornelio Collins; el subsecretario de Prevención y Seguridad, Diego Poretti; el secretario de Seguridad Pública de la Provincia, Carlos Iparraguirre; el titular de la Unidad Regional I (URI), Juan Luis Hek, y la fiscal de la Oficina de Causas con Imputados no Individualizados (NN), María del Carmen Bertone.   La reunión también contó con la asistencia del secretario de Seguridad Comunitaria de Santa Fe, Ubaldo Modarelli; funcionarios del área de Municipios y Comunas de la Provincia, los titulares de los registros de motovehículos, representantes de las casas de venta de motos e integrantes de una organización no gubernamental que trabaja en la materia.   En ese ámbito, se estableció la necesidad de avanzar en controles conjuntos entre Municipalidad y Policía como una estrategia para empezar a detener el robo de motocicletas.   Algunos números   Según se detalló en ese encuentro, en las grandes ciudades del país ha crecido el robo de motos, y además los episodios son cada vez más violentos. Santa Fe no es la excepción.   Entre las posibles causas de este aumento de sustracción figura: a) existe una mayor cantidad de motos en circulación; b) son accesibles en lo económico y en cuanto a los trámites a seguir; c) son prácticas, manejables, fáciles de robar y de revender.   Los números indican que en enero se robaron en la capital santafesina 76 motos; en febrero 57, y en marzo 93.   El ránking de vehículos robados está encabezado aquí por la Honda Biz (32 unidades) y la Gilera Smash (21 motos). En general, la estadística indica que se trata de vehículos que no superan los 110 centímetros cúbicos de cilindrada.     Estrategias   Vale recordar que, luego de la reunión realizada en el Palacio Municipal, Iparraguirre apuntó que "creemos importante incorporar algunas tareas de concientización para que la gente no se preste a los pedidos de rescate que habitualmente hacen los mismos que les roban, y que muchas veces terminan en un doble ilícito, porque también son engañados cuando van a buscar su moto".     Mientras tanto, Corral enfatizó que "desde el Municipio ha habido mucho más controles de motos. El objetivo es instalar que el conductor debe cumplir ciertas reglas, que van más allá del uso del casco: debe tener su patente, su título de propiedad, etc".