fbpx

El Pozo: los vecinos deciden si se cambiará el nombre del barrio

263 Vistas

Este domingo, los habitantes de El Pozo podrán ir a las urnas para decidir si cambian o no el nombre del barrio. La votación se realizará en la Escuela Primaria “Juan Manuel de Rosas”. Vale recordar que desde este año, las calles del lugar tienen nombre y número.

Luego de algunos años planteando el proyecto, una ordenanza que dispone la realización de un concurso para denominar el barrio y cuatro reuniones para organizar el acto eleccionario, este domingo los vecinos de El Pozo irán a las urnas para expresar su voluntad en torno a la posibilidad de cambiar el nombre del barrio.

Por ello, de 9 a 17 en la Escuela Primaria “Juan Manuel de Rosas”, los vecinos empadronados votarán en mesas integradas y fiscalizadas por habitantes del lugar y miembros de las instituciones y organizaciones del barrio.

Según consta en el padrón, podrán participar de esta instancia de consulta popular -en el marco de la ordenanza Nº 11550, sancionada en noviembre del año pasado- unas 1800 mujeres y alrededor de 1500 hombres.

El voto es simple: por el o por el No. Si el resultado de la votación resulta afirmativo, se continuará con las acciones correspondientes para dar cumplimiento a lo establecido en la ordenanza mencionada y cambiar el nombre del barrio.

 

 

Cómo sigue

 

En caso de que la mayoría de los votantes se inclinen por el cambio de nombre, serán invitadas a participar -con carácter no vinculante- las escuelas oficiales públicas y privadas de la jurisdicción, la asociación vecinal correspondiente, las parroquias, templos y/o congregación de cualquier credo religioso, los comerciantes y los vecinos en general.

Según lo establecido por la Ordenanza, las propuestas a realizar, podrán aludir a personas o instituciones destacadas que promuevan o fomenten los valores republicanos, el sistema democrático, la prevalencia de los valores de la vida, la libertad, la igualdad, la solidaridad y la dignidad humana.

Habrá un plazo para presentar propuestas y serán permitidos nombres santafesinos o personalidades nacionales, tanto personas físicas o fallecidas.

 

 

De paraje a barrio

 

El origen del barrio se remonta a la historia del paraje que pertenecía al Ferrocarril Francés. El complejo habitacional original se comenzó a construir en 1973, destinado a viviendas para personal de las fuerzas armadas.

Luego, con el golpe militar de 1976, la iniciativa quedó detenida y el lugar estuvo deshabitado unos 20 años. Finalmente se comenzaron a adjudicar las viviendas en 1988, a través de sorteo. El barrio, con sus nuevos habitantes, cobró vida poco a poco. Fue rellenado y enaltado y una vez construidas las defensas, se inició la edificación con  bloques de premoldeado.

Con el tiempo, el barrio El Pozo fue creciendo. Así se hizo una escuela secundaria: la Enseñanza Media N° 389 Julio Migno; una escuela primaria: Nº 1317 Juan Manuel de Rosas y el Jardín de Infantes Nº 150. Además se construyeron polideportivos, y se comenzaron a implementar algunas modificaciones urbanísticas y recreativas.

La llegada del megamercado frente al barrio, favoreció a los vecinos para obtener mejoras en los accesos y el servicio de gas natural.

Hace unos meses atrás, la comunidad educativa de la Escuela Juan Manuel de Rosas, ubicada en el corazón del barrio, pudo concretar la finalización del gimnasio deportivo y de usos múltiples – una obra que estaba paralizada desde hace más de 10 años – gracias a los montos que el establecimiento recibió del Fondo de Asistencia Educativa (FAE), un compromiso que fue asumido y cumplido desde los primeros días de la gestión del intendente Barletta.

 

 

Calles con nombres

 

En agosto de este año, El Pozo dio un nuevo paso en la conformación de su identidad: después de tanto tiempo, las calles del barrio tienen nombre, y hay números en cada vivienda.

Sucede que la actual administración municipal decidió recuperar un proyecto que tenía unos 8 años. La historia cuenta que allá por el año 2001, un grupo de docentes y alumnos de la Escuela Juan Manuel de Rosas, de barrio El Pozo, tuvieron la primera idea y el apoyo de un número importante de vecinos e instituciones: querían que las calles de su barrio tuvieran nombre. Enseguida se sumaron los investigadores de la Universidad Nacional del Litoral, con varias de sus facultades emplazadas en el barrio, y se presentó entonces un proyecto que nunca fue ejecutado.

En 2008, Barletta convocó nuevamente a los impulsores del proyecto. El año pasado, el Concejo Municipal aprobó por unanimidad la denominación de calles de barrio El Pozo, luego de un largo proceso de participación y movilización ciudadana.

 

 

Los elegidos

 

Las organizaciones y vecinos de barrio El Pozo, junto a representantes de la Universidad Nacional del Litoral, coincidieron en que los nombres de las calles y algunos espacios públicos debían recuperar la historia y la memoria cultural de Santa Fe y favorecer la participación democrática para la selección de los nombres.

Durante el proceso, que finalizó con la colocación de los carteles y la entrega de placas domiciliarias para cada vivienda, se llevaron a cabo numerosas reuniones en la Escuela Juan Manuel de Rosas para avanzar sobre la iniciativa.

Finalmente, se decidieron nombres relacionados con la creación e institucionalización de la UNL: Alejandro Greca, Pablo Vrillaud, Mariano Tissembaum, Rector Pedro Martínez, Rector Cortés Solís Plá, Julio Antonio Busaniche; precursores de la ciencia en Santa Fe: Aldo Mieli, José Babini, Celia Ortíz de Montoya, Marta Samatán, Fray Buenaventura Suárez; Honoris Causa: Adolfo Bioy Casares, Ricardo Rojas, Luis Giménez de Asua, Luis Federico Leloir; y Rosario Vera Peñaloza, incluida a pedido de la comunidad del Jardín de Infantes Nº 150.



SALTA 2951 - S3000CMK
Santa Fe, Argentina

0800 777 5000

ATENCIÓN CIUDADANA
[email protected]


Redimensionar imagen
Contraste